GUATEMALA ESTÁ HERIDA… Y ES DE MUERTE. CODECA Y 48 C. CONTRA LA TERMINAL. EL ESTADO DE CALAMIDAD. ¡VIVA NUESTRA INDEPENDENCIA Y MUERA LA MALDAD APÁTRIDA QUE LA CUESTIONA!

Guatemala está herida: Manifestaciones violentas e incendiarias, Bloqueos  o retenes, Oposición política electorera sobre los Estados de Calamidad  y la Emergencia por la Pandemia contra el Covid-19 y la vida de miles de guatemaltecos, Negocios sin transparencia, Lucha amoral entre dos Pactos de Corruptos que anhelan el Poder Político de Guatemala a todo costo y nivel.

Para el “Pacto de Corruptos Buenos” que se encuentran en su casa con prisión domiciliar cuando mucho, o que ni al Ministerio Público han sido citados por su campante impunidad; y para el “Pacto de Corruptos Malos” condenados, en prisión preventiva o camino a ella; esa batalla campal en la que se encuentran ambos bandos de varios matices y colores jurídicos y disfraces ideológicos o progresistas; primero está la destrucción y caos nacional, antes que ceder a la ambición desmedida y a verse vencidos o renunciar a la  búsqueda de fortunas y privilegios ante la ley.  Así de grande y profunda es la “Herida… y es de Muerte de Guatemala”

Es inexplicable el punto muerto de nuestra historia y existencia en el que estamos los guatemaltecos, hablo específicamente del ejercicio civil y cívico del ciudadano (indígena, garífuna, ladino u otro que al final somos una sólo país nacional no plurinacional), empresarial (grande, mediana y pequeña empresa), y del quehacer político (partidos políticos, ONG´s, universidades, fundaciones, asociaciones, sindicatos e instituciones en los 3 poderes del Estado); quienes todos juntos no logramos con visión de país, visualizar  el peligro inminente de no avanzar en el rumbo de arribar a un aeropuerto o puerto seguro; y nos dirigimos empecinados de nuevo “todos juntos”, a estrellarnos de frente con la montaña de la Narco-Corrupción Política y Social que inició el dirigente estudiantil de la Facultad de Derecho de la Tricentenaria Universidad de San Carlos el  Ex–Presidente Lic. Vinicio Cerezo en 1986.  

Te invitamos a leer además de la columna de Guatemala está herida: Receta de ponche de frutas guatemalteco

El enredo o laberinto político parece cada vez más un nudo ciego que será imposible desatar, siendo esto lo que más le conviene a quienes más lo promueven, utilizando el populismo que bien manejan desde sus tiempos de activismo político en la universidad, con discursos  de doble moral de índole confrontativo y polarizadores que no pasan de moda, ni resuelven los problemas de fondo y a veces ni de forma.  Esos discursos basados muchos en la falta de educación que tanto reclaman, saben en su conciencia que esa ignorancia es la vitamina que mantiene con vida sus posturas ideológicas o llenas de idealismos para quienes no les gusta escuchar sobre el Prepotente Socialismo disfrazado de un Progresismo Engañoso, ni del Capitalismo carente de conciencia social ni nacional. 

Estas dos semas pasadas, los que de cuello blanco y en el terreno promueven y subvencionan o financian (corrió por twitter un audio que lo prueba), las manifestaciones, bloqueos y retenes de CODECA  y los 48 Cantones que representan uno de los ocho municipios del Departamento de Totonicapán; se  ofendieron porque los vendedores y empresarios del Mercado de la Terminal salieron a defender sus ventas afectadas por los bloqueos de CODECA y Martín Toc; acusándolos de recibir dinero del gobierno para ir a liberar el paso bloqueado.  Cierto o no, pues no me consta haber oído o visto dar o recibir dinero del gobierno; hemos llegado al este punto insólito de la amoralidad y la desfachatez que nos ha hecho tocar fondo, mostrando que nuestra clase política y sociedad ya no conoce los límites de la cordura ni de la honestidad e integridad como actores y activistas electoreros.    

Hemos perdido toda vergüenza, ética, dignidad y prestancia como sociedad políticamente en desarrollo; y dejado a los peores elementos de la política esa difícil labor de hacer política electoral, el trabajo social y el resguardo de los intereses de la República de Guatemala.   Ya el cinismo y la perversidad cruzaron la frontera del comportamiento  sinvergüenza del  individuo o grupo social.  Desde aquel que se cuela en la cola o rebasa por la izquierda la fila de vehículos viniendo del Puerto de San José, aquel que no utiliza casco al manejar su moto solo o llevando a su familia e hijos igual sin casco, o bien no  prende o no tiene luces en su moto o carro por las noches; o aquel que compra una película pirata o el estudiante universitario que utiliza el sistema operativo de Microsoft o un Anti-virus Norton u otro pero ambos falsos; hasta el adulto que evade el pago de IVA e ISR u otro impuesto y luego se hace servidor público de bajo o mediano nivel, o bien Diputado, Juez, Magistrado, Ministro o Presidente.

Te pregunto Guatemala con la mano en tu corazón y tu conciencia humana y ciudadana: ¿Qué podemos esperar cuando alguien o algunos así llegan o llegues a ocupar un cargo en el  Congreso, Corte Suprema de Justicia, Corte de Constitucionalidad  o Presidencia de la República?.  Es por ello fatal que hasta un Estado de Calamidad goce de tanto desprestigio, desconfianza y desorden político, anteponiendo incluso intereses partidistas a encontrar una solución para la contratación urgente de médicos y compra de medicina para los hospitales públicos, y con ello salvar la vida de miles de guatemaltecos.  Entre que unos políticos corruptos acusan y señalan a otros corruptos, sin hacer la diferencia ante la mirada perdida del pueblo de Guatemala, la gente muere traicionada por esa confianza que depositó en los tres Poderes del Estado, decepcionada de los malos hijos que formó sin civismo, sin responsabilidad ciudadana, sin amor a su pueblo y casi ya sin nada…

Te recomendamos leer además de la columna de Guatemala está herida: Receta de chancletas de Güisquil guatemaltecas

Es de esta manera como creo haberte explicado el por qué estamos metidos en este remolino de pasiones, intereses y ambiciones; y lo difícil que se sigue haciendo intentar salir de él con el menor daño en muertes humanas y pérdidas materiales.  Pero espero que primero entiendas que la responsabilidad ha ido cambiando de manos y de escenarios; y qué hoy por hoy nos encontramos en una lucha 1ro. por la sobrevivencia individual y 2do. por la de la familia; pero cada día más y más nos alejamos de velar por la sobrevivencia de Guatemala. 

Más parece no logramos crear conciencia y comprender, que al perder nuestro país con todos sus efectos y defectos; ese remolino se hará tan pero tan fuerte, que esa sinergia nos hará irnos al fondo de ese mar oscuro todos juntos; especialmente la Clase Media y Popular que hoy no logra reunir esfuerzos para su supervivencia nacional.  De la clase Empresarial ni hablar pues se irán en sus aviones del país; y de la de la clase política corrupta sólo quedan dos caminos: O se van al exilio con algunos millones para vivir arrimados en otro país; o morirán en prisión por la traición a la patria cometida. Esto sí y sólo si, logramos sobrevivir como la Guatemala bendecida que somos.  

Recuerda compartir en tus redes sociales la columna Guatemala está herida.

Gracias por leer la columna del General Carlos Avendaño Guatemala está herida.

Carlos Avendaño

Nombre: Carlos Estuardo Avendaño Leiva. Casado. Profesa la Creencia Cristiana Evangélica. M.Sc. en Administración Estratégica de Recursos Nacionales en la Universidad de Defensa Nacional de los EEUU. Washington DC. General de Brigada Jubilado de la Fuerza Aérea Guatemalteca; Licenciado en Tecnología y Recursos Humanos. Piloto Aviador de Helicópteros Condecorado en varias ocasiones por Actos Heroicos en Misiones Aéreas de Rescate. Comandante del IV Contingente de Policía Militar de Guatemala en la Misión de Naciones Unidas en Haití. Jefe de la Fuerza de Tarea de Fuerzas Especiales en la Misión de Naciones Unidas para la República del Congo; Campeón Centroamericano de Boxeo peso Welter en 1986. Escritor de dos Novelas de Ficción sobre el Narcotráfico y Corea del Norte. Practica el Jogging y la Composición de Música de Mensaje. También ha destacado como columnista en los medios de comunicación Sucesos Guatemala y Noticiero el Vigilante.

Un comentario en «GUATEMALA ESTÁ HERIDA… Y ES DE MUERTE. CODECA Y 48 C. CONTRA LA TERMINAL. EL ESTADO DE CALAMIDAD. ¡VIVA NUESTRA INDEPENDENCIA Y MUERA LA MALDAD APÁTRIDA QUE LA CUESTIONA!»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: